Aceptó haber matado a su ex

13 de septiembre de 2018
Ha pasado un año y nueve meses desde el terrible crimen del que fue víctima Leidy Lorena Bejarano Henández. Desde entonces, los familiares de la bella dama no han parado de orar para que se haga justicia en su memoria. Por fin, luego de tantas suplicas, las autoridades lograron enviar a prisión al hombre que le arrebató la vida, el lunes en horas de la tarde. Se trata de Javier Montaño López, quien ante un juez aceptó los cargos por el delito de feminicidio simple, en contra de quien en ese momento era su ex compañera sentimental.Ataque pasional. Montaño López no pudo elegir otro día sino el 24 de diciembre de 2016 para arrebatarle los sueños e ilusiones a la madre de su hijo, quien ahora tiene 12 años y tal vez  sigue preguntándose cómo su padre pudo tener la sangre tan fría para dejarlo prácticamente huérfano. Según la información brindada por las autoridades, Leidy decidió hacer una nueva vida y justo el día de su asesinato se encontraba con su última pareja sentimental. En el momento en que planeaba volver a casa y encontrarse con los suyos para pasar la Nochebuena y brindarle un obsequio a su hijo, Montaño la esperaba con una furia inexplicable en el paradero del bus a donde acostumbraba a llegar para caminar a su casa, ubicada en ese entonces en la localidad de Usme. “Montaño López comenzó a llamar a la madre de la víctima para saber el paradero de ella; cuando esta le indicó la ruta, el hombre decidió esperarla en la parada del bus. “La mujer nunca llegó a su casa y fue encontrada sin vida al día siguiente, en un terreno pastoso de la localidad de Usme”, aseguró la Fiscalía. Posterior al ataque, a través de una necropsia que realizó Medicina Legal se determinó que la causa de la muerte fue asfixia mecánica. Leidy ni siquiera pudo defenderse del terrible ataque. Los familiares de la víctima, aunque están tranquilos y siente algo de paz tras la captura, aún no se encuentran satisfechos, pues están esperando que un juez de la República le dicte una condena ejemplar a este criminal. Las razones que llevaron a Javier a atentar contra Leidy aún siguen siendo materia de investigación y un verdadero misterio, pero se presume que los celos y la obsesión habrían despertado su lado más malvado para cometer este triste feminicidio. Entérate de la nota completa en nuestra edición impresa.

Etiquetas:

Dejar un comentario